EEUU anuncia inversión para gasoducto en México

El jefe de la institución financiera de desarrollo estadounidense, Adam Boehler firmó una carta de interés para financiar una parte del ducto de gas de la empresa local Rassini.

En el marco de su visita a México, Adam Boehler, director ejecutivo de la Corporación de Financiamiento del Desarrollo internacional de Estados Unidos (DFC) firmó una carta de intención para financiar un ducto de gas natural de la compañía Rassini en los estados del sur del país con una inversión de 632 millones de dólares. El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, y el embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, atestiguaron el acuerdo que busca explorar oportunidades de inversión por parte del sector privado y fomentar el desarrollo al sur del país.

La inversión que realiza la compañía Rassini atenderá entidades como Oaxaca, con la posibilidad de expandirse a otros mercados de la región en el futuro, detalló el representante de DFC.

Por su parte Marcelo Ebrard afirmó que la relación entre México y Estados Unidos es muy buena y es de confianza, al tiempo que agradeció el compromiso para atender la zona prioritaria en el sur del país: “Nosotros vemos con mucha simpatía y agradecimiento que EU esté cumpliendo este acuerdo, por lo que hace a México nuestro país ha estado trabajando en esos tres países, (El Salvador, Honduras, Guatemala) tenemos en curso un plan de inversión en los programas, Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro”. De acuerdo a la cancillería, de forma adicional a esta cantidad, se cuenta con siete proyectos en proceso de diligencia avanzada, cuatro se localizan en los estados de Chiapas, Oaxaca, Tabasco y Quintana Roo y están orientados a mejoras de infraestructura. “Los tres proyectos restantes se encuentran en el sector agrícola y de servicios logísticos en Veracruz, Chiapas, Morelos y Yucatán”

El apoyo de la DFC está sujeto al proceso de revisión integral de la agencia, y al establecimiento de acuerdos de compra comercialmente viables con proveedores de servicios públicos mexicanos: "La inversión del sector privado es esencial para promover el desarrollo de comunidades prósperas, estables y seguras en todo México", dijo Boehler. “Este oleoducto fomentará el desarrollo en el sur de México al tiempo que fortalece la seguridad energética y facilita el comercio.  Estos avances acelerarán el crecimiento económico, y crearán oportunidades transformadoras en el sur de México para mejorar la calidad de vida.”


Leído 96