Imprimir
PDF

¿Porqué tus dientes se vuelven amarillos aunque te los laves diario?

Leído: 418

Dientes Blancos

Tener los dientes blancos se ha convertido en una necesidad estética y psicológica para muchas personas. Pero tranquilo, tener los dientes amarillos no siempre significa malos hábitos de higiene. Conoce las causas y las soluciones, ya que es un problema que tiene remedio.

La historia completa

A todos nos gusta tener una sonrisa blanca y hermosa, pero con el paso de los años nuestra dentadura se va poniendo amarilla debido a diversos factores, desde la falta de cuidado hasta una dieta inadecuada.

A continuación te compartimos 4 causas por las que tus dientes se pueden poner amarillos:

El paso del tiempo

A medida que envejecemos, nuestros dientes se van haciendo amarillos. Este proceso puede acelerarse si además no tenemos una adecuada higiene dental.

Lo que comes y lo que bebes

Si llevamos una mala alimentación y tenemos hábitos poco saludables como fumar o beber demasiado vino. Alimentos con caroteno como la zanahoria y las espinacas ponen los dientes amarillos. Las bebidas como el café, el té negro, el té verde, el vino tinto y el refresco de cola también.

Elimínalos de tu dieta y sí, fumar también cuenta y necesitarás evitarlo.

Medicamentos y Tratamientos

Antibióticos como la tetracilina dan un color pardo a los dientes. Los enjuagues bucales, la endodoncia y las amalgamas de plata también cambian el color.

Causas Genéticas

Desde que nacemos se define la coloración de nuestros dientes. Además, hay enfermedades congénitas que provocan defectos en la destina. E incluso hormonas tiroides que pueden provocar manchas y alterar su color.

Un problema que tiene solución

Este problema tiene soluciones simples, solo deberás ser preventivo. a continuación te explicamos cómo evitar que tus dientes se pongan amarillos siguiendo los siguientes consejos.-

El primer paso para evitar que tus dientes se pongan amarillos es cepillarlos después de cada comida, dedicándote con atención a eliminar los restos de alimentos y prevenir la acumulación de placa y sarro. Usa hilo dental para eliminar los residuos de entre los dientes.

Visita cada seis meses a tu dentista para que te realice una limpieza dental profunda. Además disminuye los problemas de mal aliento.

Opta por un tratamiento blanqueador profesional si tus dientes lucen realmente demasiado amarillos. El costo de los mismos puede ser un poco elevado, pero para muchas personas es una opción estética ideal para resolver este problema.

CONTACTO

Envianos tus dudas, comentarios y sugerencias a contacto@renegado.com.mx o mandanos un mensaje desde nuestra área de Contacto

SIGUENOS TAMBIÉN

tweet_icon   - Twitter

facebook_icon   - Facebook