Mr Tipster

César Pavía, Trader Deportivo de Xoy Capital

Se dice que, en una ocasión, alguien le preguntó a Albert Einstein sobre cuál era la fuerza más poderosa del universo, a lo que él contestó: “el interés compuesto”.

En un contexto económico y de desarrollo, el interés compuesto verdaderamente es una estrategia que potencializa absolutamente todo. Precisamente desde ese planteamiento o base parte el capitalismo, donde el excedente de beneficios que obtenía algún terrateniente, tejedor o zapatero se utilizaban para emplear a más ayudantes, con el fin de aumentar todavía más sus beneficios.

Comprender el impacto que puede tener este concepto en una estrategia financiera puede ser un factor diferenciador que determine el rumbo de la misma. Culturalmente en un mundo consumidor, demasiada gente vive en carne propia el interés compuesto, pero en el lado obscuro. Ya que, así como puede ser verdaderamente una maravilla, cuenta con un doble filo que si no se logra controlar puede ser devastador. Refiriendo a las personas que utilizan de forma errónea las tarjetas de crédito o créditos en general y constantemente acumulan intereses a su deuda, de tal forma que se vuele una deuda impagable. Esto es lo que buscan las letras pequeñas de una tarjeta de crédito o alguna deuda extensa en tiempo, por eso es importante comprenderlo para siempre encontrarse en el lado esplendido del interés compuesto.

Este concepto es aquél que genera más capital al monto inicial, pues va incrementando cada periodo debido a que se van sumando los nuevos intereses o ganancias. El dinero, en este caso, tiene un efecto multiplicador ya que los intereses producen nuevos intereses que cada vez son mayores. Coloquialmente se le podría llamar como si fuese un efecto bola de nieve, haciendo alusión a que a pesar de iniciar de forma pequeña, cada vez se le adhiere más nieve conforme baja la colina y esa bola a su paso se hace en cada instante más grande.

 Por otro lado, el interés simple es aquel que no suma al capital inicial para generar nuevos montos de interés, es decir tanto el ingreso o el egreso son siempre constantes y no cambian. Por ejemplo, el ingreso de una casa que genera utilidad por renta, normalmente es constante o fijo a menos que constantemente se le agreguen mejoras al bien inmueble para cada vez cobrar más, pero el periodo para lograr ese aumento es realmente largo.

También lee: Seguridad en el trading deportivo

Las ventajas de operar con trading deportivo o invertir en una empresa que ofrezca ese servicio es que se puede generar una estrategia para lograr el interés compuesto en plazos demasiado cortos, en comparativa con otras opciones tradicionales pues se puede conocer el resultado de cada operación de forma diaria, lo cuál ofrece una liquidez constante que permite de forma continua reinvertir y operar con los nuevos intereses generados en cada bloque, eso ya depende de la estrategia a manejar. Si se agrega el hecho de que el mercado en el que se opera el trading deportivo, se logra demostrar una industria con una magnitud creciente en pasos agigantados y muy independiente que permite crecer esa bola de nieve a un paso más acelerado comparado a otras colinas. Desarrollar o iniciar un patrimonio con el trading deportivo permite utilizar una de las herramientas financieras más poderosas, de este modo la tan buscada libertad financiera, puede alcanzarse en un ritmo más acelerado.

Picks de viernes 3 de Septiembre 2021

PIT – CHC: CHC +1.5 (RUN LINE)

BAL – NYY: NYY ML (MONEY LINE)

DET – CIN: CIN ML (MONEY LINE)


MONEY LINE: A GANAR

RUN LINE: VENTAJA DE CARRERAS

Síguenos en Twitter:  @xoymrtipster 

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de renegado.tv


Leído 561