El día que Cantinflas le entregó un premio a Ray Charles

Ray Charles comenzó a perder la vista a los 5 años, a los 7 era completamente ciego y a pesar de ello se convirtió en un genio de la música. Pionero del soul durante los años 1950 combinando espectacularmente el blues y el góspel, Ray Charles fue uno de los primeros músicos afroamericanos en tener el control artístico de los temas que grababa.

Para 1969, Ray publicaba Doing His Thing y recibía muchos premios internacionales, entre ellos El Heraldo, que se entregaba anualmente desde 1966 para destacar lo mejor de los deportes, el cine, la televisión y la música durante el año. Su entrega era televisada y era uno de los eventos más importantes del acontecer artístico mexicano.

Ese mismo año, Mario Moreno Cantinflas terminaba dos proyectos cinematográficos: Un Quijote sin mancha (Miguel M. Delgado) y The great sex war (Norman Foster) Este último se refugió en México durante la segunda guerra mundial con su esposa, la actriz Sally Blane y sus dos hijos, donde conoció a Cantinflas. Hicieron una buena amistad y fue Sally, quien invitó a Mario Moreno a una reunión donde se encontraba Ray Charles. Cantinflas, con su perfecto inglés platicó un buen rato con el genio de la música y lo invitó a ir a México donde le otorgaría un reconocimiento.

Cantinflas convenció a Raúl Velasco para traer a Ray a la siguiente entrega de premios a finales de febrero de 1970, hospedarlo en el Camino Real y reconocerlo como "el artista internacional más destacado". Aquella noche, Cantinflas dio un breve discurso que iniciaba “Para mí es un honor convivir en estos momentos, que debemos convivir porque, este mundo actual, que nos ha llevado, no sé adónde, pero que nos sigue llevando, y cuando tenemos así momentos agradables, donde no nos criticamos porque esperamos salir para hacerlo”.

Ray Charles hizo su aparición con la ayuda de varias personas incluso de Cantinflas, quien ayudó al genio a acercarse al micrófono, mientras una ovación de 40 segundos reconocía a Ray, quien únicamente dijo: “Me gustaría decir que estoy muy orgulloso y agradecido de recibir este galardón de los mexicanos. Y siento mucho no hablar su idioma, pero lo único que puedo decir es muchas gracias”.

También lee: Cantinflas

Ray tocó semanas después en un festival con Jefferson Airplane, John Mayall y James Taylor. El presidente Richard Nixon también lo reconoció en la Casa Blanca donde Ray interpretó el cásico America The Beautiful.




Leído 350